Colección Rendez-Vous, una vibrante creación especial para mujer

20/01/2014

  • Rendez-Vous Night & Day

Este año, el Rendez-vous presenta dos novedades que demuestran el dinamismo y la libertad creativa de los talleres de la Manufactura relojera Jaeger-LeCoultre. Un tamaño nuevo para la caja, que estiliza la emblemática silueta; una esfera novedosa de nácar realzada por chatones de diamante, que confirma el carácter femenino de la línea.

Reloj Rendez-Vous Date

Desmesuradamente clásico y decididamente contemporáneo, el reloj para mujer Rendez-Vous Date esconde tras su esbelta silueta un corazón relojero de excepción. La caja de oro rosa luce un diámetro de 27,5 mm, una nueva dimensión en la colección; protege el calibre Jaeger-LeCoultre 966, uno de los movimientos mecánicos más pequeños de la industria relojera. Heredero del savoir-faire en miniaturización mecánica de la Maison, el movimiento se une a los calibres 101 y Duoplan para dejar su impronta en la historia de la relojería.

Visible a través del fondo de cristal de zafiro de su estuche, el movimiento destaca con una infalible regularidad la indicación de la fecha a las 6 h. La esfera es sobrevolada por un trío de agujas azuladas y es realzada por un guilloché sutilmente estriado que evoca la delicada textura de la seda salvaje. Las cifras estilo años treinta, características de la colección, destacan sobre el atuendo de la esfera, sublimadas por el bisel engastado con diamantes. El reloj Rendez-Vous Date luce un brazalete de piel color nude o de eslabones de oro rosa e impone su estilo intemporal, cuya elegancia intrínseca es fruto de la más pura tradición de la Alta Relojería preciosa y técnica.

Reloj Rendez-Vous Night & Day

Tras su sobriedad aparente, se esconde la más exquisita y completa sofisticación. En el nuevo reloj con diamante Rendez-Vous Night & Day, el tiempo avanza delicadamente sobre la esfera de nácar realzada por los chatones de diamante que adornan las cifras de las horas. A través de la indicación día/noche situada a las 6 h, se vislumbra el astro poético, mientras los pesos en dorado empolvado del centro realzan el carácter femenino de esta pieza.

La caja de 29 mm de diámetro luce un bisel de novedoso diseño: cóncavo, sin artificios, que confiere a esta creación un estilo urbano y parece capturar la luz con el fin de reflejar aún más. El fondo de zafiro desvela el espectáculo del calibre Manufacture Jaeger-LeCoultre 967A de cuerda automática en el cual la platina, los puentes angulados, estirados y perlados rinden tributo a la más expresión más sofisticada de la Alta Relojería. El modelo está disponible en oro rosa y acero.

Descubra las novedades 2014