Reverso 60ème

1991

Con el Reverso 60ème, la Marca da inicio a la edición de Reverso en series limitadas. La caja de grandes proporciones de oro rosa de 18 quilates posee una esfera guilloché de plata maciza y alberga el Calibre Jaeger-LeCoultre 824 de cuerda manual dotado de una reserva de marcha y fecha de aguja. Desde entonces, la Manufactura realiza hazañas constantemente. El Reverso es lanzado con un tourbillon en 1993, con repetición de minutos en 1994, con cronógrafo en 1996, con mecanismo de husos horarios en 1998, y con calendario perpetuo en 2000.