Brazaletes Manufactura. El estilo Jaeger-LeCoultre.

Brazaletes Manufactura.
El estilo Jaeger-LeCoultre.

Alianza de sobriedad y clasicismo, búsqueda de equilibrio y exquisita minuciosidad, son los valores que destacan en la fabricación de los brazaletes de la Maison. La investigación continúa y el rigor en la selección de pieles es evidente, para constituir una oferta casi ilimitada de materiales, colores y acabados. Las líneas son depuradas, precisas y elegantes.

Enfoque

Habilidad y experiencia

La maestría en los gestos y el savoir-faire excepcional de la Manufactura Jaeger-LeCoultre definen el refinamiento de sus brazaletes. La Maison, que se caracteriza por una fabricación artesanal y una maestría única que se transmite de generación en generación, ofrece productos realizados con pieles exóticas (aligátor, pitón, avestruz, etc.). De su preciosidad surge la rareza y la extrema delicadeza que se requieren para su elaboración en las manos de maestros guarnicioneros animados por el amor de lo hermoso y del detalle.

Mantenimiento de un brazalete de piel

Para preservar su brazalete de piel, le recomendamos evitar las siguientes situaciones: el contacto con el agua y la exposición a una humedad elevada, que puede deformar la materia y descolorarla. Una exposición prolongada al sol, que puede tener un efecto nefasto sobre el color y la calidad de la piel. El contacto con cosméticos y materias aceitosas, que pueden manchar la piel.

Mantenimiento de un brazalete de metal

Con el fin de garantizar la longevidad de su brazalete de metal, le recomendamos limpiarlo cada dos meses, si lo lleva de forma cotidiana, de la siguiente manera: utilice un cepillo suave y agua con un poco de jabón y luego enjuáguelo. Le recomendamos igualmente enjuagar el brazalete después de bañarse en el mar. Asimismo, para limitar los efectos del desgaste, le aconsejamos ajustar al máximo su reloj a la muñeca.

Mantenimiento de un brazalete de caucho

Para prolongar la duración de vida de su brazalete de caucho, le recomendamos evitar el contacto con barnices cosméticos y una exposición prolongada al sol. El mantenimiento frecuente de un brazalete de caucho consiste en limpiarlo con agua jabonosa.