Colección Jubilee Jaeger-LeCoultre, La búsqueda de la excelencia desde hace 180 años

21 de enero de 2013, Ginebra


Con motivo del Salón Internacional de Alta Relojería (SIHH), Jaeger-LeCoultre presenta una selección de revelaciones relojeras. Este año, la Grande Maison celebra sus 180 años y rinde tributo a su fundador, a quien dedica su colección Jubilée "Hommage à Antoine LeCoultre". Una colección aniversario que abre nuevos horizontes.

Colección Jubilee Jaeger-LeCoultre
Desde su fundación, Jaeger-LeCoultre eleva los límites del arte relojero con la creación de relojes de bolsillo dotados de acabados elegantes y de prestaciones técnicas de altos vuelos. ¿Su vocación? Escribir las nuevas páginas de la historia de las complicaciones tras la búsqueda absoluta de la precisión y la fiabilidad. Fieles al espíritu de inventiva de Antoine LeCoultre, estas piezas abren sendas inéditas en el desarrollo de prestigiosos movimientos. Hace más de 180 años, Antoine LeCoultre imaginó una de las más hermosas aventuras relojeras. Para rendirle homenaje, la Manufactura le dedica una colección de tres relojes. Así, la colección Jubilée “Hommage à Antoine LeCoultre” recoge 180 años de determinación, tenacidad y precisión. En otras palabras, del impulso creativo de Antoine LeCoultre.

Master Grande Tradition Gyrotourbillon 3, otra cima del arte relojero
El gyrotourbillon de Jaeger-LeCoultre, auténtica sensación relojera del siglo XXI, aparece por primera vez con un tourbillon volante, un volante de oro azulado y una espiral esférica. El Master Grande Tradition Gyrotourbillon 3 representa otra proeza al combinar la prodigiosa precisión del tourbillon esférico con el primer cronógrafo de visualización digital instantánea en una gran complicación.
Este nuevo guarda-tiempo, obra maestra de la trilogía Jubilee "Hommage à Antoine LeCoultre", encarna la reunión del alto nivel de tecnología de la Manufactura y los acabados de un arte relojero secular con una estética directamente inspirada en la estética de los relojes de bolsillo realizados por la Manufactura en el siglo XIX.
En el Master Grande Tradition Gyrotourbillon 3, el tourbillon esférico llama la atención inmediatamente. E incluso los amantes de la innovación relojera que han intentado descubrir los secretos de los primeros tourbillons esféricos desarrollados por la Manufactura, este mecanismo es algo revolucionario: la ausencia de puente permite por primera vez que la mirada se pierda sin obstáculos en la magia de este universo en miniatura.
Los ingenieros y relojeros de Jaeger-LeCoultre han reunido el ingenio técnico con un refinamiento que representa el dominio de todos los aspectos del arte relojero: la jaula de aluminio del gyrotourbillon no ha sido elaborada en una aleación ordinaria sino en una aleación llamada con razón "ultra-bright". Aunque la ligereza y la resistencia que ofrece el aluminio suelen estar relacionadas con una pérdida de resplandor que disminuye considerablemente el reflejo de los rayos luminosos, el aluminio "ultra-bright" destaca por sus propiedades de reflexión que permiten que la luz penetre hasta el corazón mismo del tourbillon esférico.
En el Valle de las Complicaciones, la búsqueda de la precisión es una tarea constante y la destreza de los relojeros de Jaeger-LeCoultre alcanza la cima con esta nueva realización.

Master Grande Tradition Tourbillon Cylindrique à Quantième Perpétuel Jubilee
El sentido del desempeño
Su realización produce vértigo y hace palpitar el corazón con las mismas alternancias que su mecanismo. Inspirándose en sus calendarios perpetuos del siglo XIX, Jaeger-LeCoultre ha dado vida a una de sus más hermosas complicaciones en el seno de la línea Master Grande Tradition: el Master Grande Tradition Tourbillon Cylindrique à Quantième Perpétuel. Dedicado a los coleccionistas y a los amantes del arte relojero, esta pieza de excepción rinde homenaje a Antoine LeCoultre y a los 180 años de existencia de la Manufactura, enfrentándose a una auténtica proeza mecánica.
La última realización de la Manufactura adopta un movimiento que constituye una pequeña revolución relojera en sí misma: el nuevo movimiento mecánico de carga automática, Calibre Jaeger-LeCoultre 985, cuyo tourbillon –equipado con una espiral cilíndrica- revela un auténtico espectáculo relojero.
En cuanto a la estética, el Master Grande Tradition Cylindrique à Quantième Perpétuel presenta un justo equilibrio entre clasicismo, pureza y pertenencia, una manera de asociar sus orígenes históricos con una elegante modernidad.
Su nueva caja de platino ultrablanco rinde homenaje al siglo XIX inspirándose en los códigos estilísticos de los relojes de bolsillo. En los detalles de su diseño destacan los mismos códigos: índices, minutería tradicional, esfera graneada plateada.
Con el Master Grande Tradition Tourbillon Cylindrique à Quantième Perpétuel Jubilee, Jaeger-LeCoultre refleja el espíritu de inventiva que la caracteriza desde su fundación, destacando la perpetua búsqueda del desempeño. Serie limitada de180 ejemplares, éste reloj de inspiración estética histórica y dotado con los últimos avances tecnológicos celebra con audacia los 180 años de historia de Jaeger-LeCoultre.

Master Ultra Thin Jubilee
El espíritu pionero de Jaeger-LeCoultre
El Master Ultra Thin Jubilee es el reloj mecánico de cuerda manual más plano del mundo. Con sus 4,05 mm de grosor, este centinela del tiempo establece un nuevo récord de delgadez. Su círculo perfecto se conjuga con un diseño puro que se inspira en un reloj de bolsillo extraplano de 1907. Hoy, a través de esta nueva creación, el espíritu creativo del fundador está más presente que nunca.
Récord del reloj mecánico de cuerdamanual más plano del mundo, el reloj de bolsillo extraplano creado en 1907 escribió una nueva página en la historia de la Grande Maison. En 2013, en homenaje a sus 180 años de tradición relojera, Jaeger-LeCoultre presenta un nuevo reloj de pulsera extraplano. Con una nueva caja de sólo 4,05 mm de grosor y un movimiento que refleja todo el savoir-faire relojero de Jaeger-LeCoultre, esta obra maestra prevalecerá, de ahora en adelante, en el patrimonio de los relojes de excepción de la Manufactura.
Su caja extraplana de platino ultrablancoen forma de “cuchillo” y sus 39 milímetros de diámetro son la expresión más lograda de una filosofía minimalista atemporal. Los índices, la minutería tradicional y el acabado granallado plateado de su esfera se inspiran en la estética de los relojes de bolsillo históricos firmados por Jaeger-LeCoultre, con una impresión de elegancia y claridad. En su corazón palpita el movimiento mecánico de cuerda manual 849, de sólo 1,85 mm de grosor, en el que se refleja todo el savoir-faire de la Manufactura en el ámbito del extraplano.
Para recordar el 180 aniversario de la Manufactura, la fecha 1833, situada bajo el logotipo, es la marca que ha sido reservada para la serie limitada de 880 ejemplares.
El Master Ultra Thin Jubilee rinde homenaje a Antoine LeCoultre y encarna el resultado de la fidelidad a los principios intangibles que alían el respeto de un savoir-faire secular con una indomable fuerza de innovación, valores que infaliblemente han permitido que Jaeger-LeCoultre sea el protagonista de la historia de la relojería desde hace 180 años.

Descubra las últimas creaciones de 2013