Edmond Jaeger se instala en París

1880

Edmond Jaeger (1858-1922), gran relojero francés y especialista de micromecánica fina, había dejado su Alsacia natal tras la guerra franco-prusiana. En 1880, establece la base de su actividad en París. Este relojero de la Marina francesa dedicaría su vida al desarrollo de mecanismos para la medición de velocidades: cronógrafos, taquímetros, cinemómetros y contadores destinados a la aviación, la marina y el automovilismo.